A pesar de la pandemia, el Ministerio de Cultura desarrolló intensa agenda


Este 16 de agosto se cumple un año de la administración del presidente Luis Abinader. En el caso del Ministerio de Cultura, su desempeño se vio limitado por el impacto de la pandemia ocasionada por el COVID-19.

Al pasar balance a la gestión en el área de cultura, la ministra Carmen Heredia de Guerrero manifestó que uno de los ejes fundamentales de su administración ha sido la descentralización, así como una auditoría en todo el país para conocer la situación de las Casas de Cultura, así como el desarrollo de obras puntuales que favorecen a la industria cultural y sus protagonistas.

“Hemos encontrado edificaciones en muy mal estado y ya hemos comenzado a trabajar en su reacondicionamiento, las cuales esperamos estén listas en la reapertura del próximo año escolar”.

Durante el primer año de gestión, los efectos del COVID-19 en las actividades del sector cultural y artístico afectaron el desarrollo de la estructura programática y proyectos del Ministerio de Cultura. Esto debido a las limitaciones de desplazamiento y a la prohibición de la realización de eventos relacionados con la difusión cultural y la formación artística con la finalidad de respetar el distanciamiento físico y las medidas protocolares emitidas por el Gobierno de la República Dominicana. Sin embargo, frente a las nuevas realidades, el Ministerio adoptó la naturaleza y alcance de sus actividades, habilitando la posibilidad de tener acceso virtual a todas sus iniciativas y disminuyendo los niveles de ocupación de los espacios cerrados, con el propósito de garantizar la salud de todos los espectadores y los profesionales del sector, elaborando y ejecutando diversas iniciativas para lograr reactivar y dinamizar el sector cultural en la República Dominicana”, explicó Carmen Heredia.

Para apoyar a los protagonistas de la cultura estableció un acuerdo con el programa Progresando con Solidaridad y el Seguro Nacional de Salud, mediante el cual se otorgó un seguro médico a los artistas, así como la adquisición de obras a los artesanos que por la pandemia no pudieron realizar su acostumbrada Feria de Artesanía.

Heredia destacó que el Ministerio de Cultura ha venido trabajando en cada una de las comunidades visitadas y resaltó la visita reciente a Pedernales, donde le fue donada a la institución un cine, lugar que deberá ser habilitado. “Estamos solicitando su reparación para, además de tener el cine, poder instalar una Casa de la Cultura. En las visitas notamos el deseo de cada pueblo de que se le preste atención, cuando nos encontramos con grupos de danza y teatro”.

Logros

Al detallar sus logros, Heredia manifestó que fue conformado y relanzado el Consejo Nacional de Cultura, designado mediante el decreto 66-21. El órgano superior en materia de la toma de decisiones culturales fue habilitado luego de seis años de inactividad.

De igual modo, destacó la implementación y ejecución de las Rutas Culturales, lo que definió como uno de los programas cumbres de su gestión. “Se trata de visitas y recorridos institucionales para identificar las condiciones en las que se encuentra el patrimonio cultural ubicado en las diferentes regiones del país, con el fin de impulsar su puesta en valor y proyectar sus atractivos para enriquecer la oferta de turismo cultural de la República Dominicana. Desde agosto a la fecha, una comitiva de la entidad, encabezada por nosotros, y conformada por técnicos y especialistas, ha visitado más de 20 localidades en las que ha realizado un diagnóstico del estado de los monumentos, sitios, centros históricos y agrupaciones folklóricas que allí se encuentran”.

Rememoró que desde que fue designada como Ministra de Cultura, en medio de la pandemia, convirtió el lobby de la institución en un lugar para actividades artísticas, con el propósito de enviar un mensaje de esperanza al público a los artistas. Esas actividades se realizaron allí debido al deterioro de la sala Enriquillo Sánchez, la cual fue convertida en un depósito por la administración pasada.

“Desarrollamos la “Sinfonía Callejera”, en conjunto con la Alcaldía del Distrito Nacional. Con esta iniciativa se llevó cultura y entretenimiento, a través de la música, a barrios populares de la capital y este domingo comenzamos con una nueva etapa teniendo la primera presentación en la Plaza España a las 5:00 p.m.”.

Con el propósito de contribuir en sectores vulnerables también implementaron diversos programas de animación sociocultural con la finalidad de revertir índices de violencia en poblaciones vulnerables, siendo impactadas más de 3,000 personas en diferentes provincias del país. Y no olvidemos la creación de los denominados Puntos de Lectura y entrega de libros en trece provincias del país, siendo beneficiadas 8,000 personas de forma directa.

Hace pocos días le fue entregado al Ministerio de Cultura el Casino de La Vega, un patrimonio de esa comunidad para que allí se instalen las Escuelas de Bellas Artes.

Carmen Heredia consideró, entre los puntos positivos de su gestión la celebración de la primera edición del Festival Lírico del Caribe, en conjunto con la Unión Europea y la Fundación Sinfonía. Por primera vez, jóvenes apasionados del canto lírico de diferentes países de la región participaron en un espacio mediante el cual, a través del intercambio entre diferentes culturas, crearon relaciones importantes para el afianzamiento de sus carreras artísticas. El concierto de gala de la primera edición fue celebrado el pasado mes de mayo en la sala Carlos Piantini del Teatro Nacional Eduardo Brito.

“Debo anunciarte que a partir de este domingo 15 regresan las Sinfonías Callejeras, en alianza con la Fundación Sinfonía, el primer concierto se realizará en la Plaza España con la Orquesta Sinfónica Juvenil a las 5:00 p.m. Serán nueve actividades que llevarán esparcimiento a la juventud en la capital y en algunas provincias. También vamos a inaugurar el Museo de la Música Dominicana en la Ciudad Colonial. Con ello retomamos la iniciativa que desarrollamos el pasado año, de forma conjunta con la alcaldía del Distrito Nacional y la Fundación Sinfonía”, explicó.

Entre las acciones materializadas citó la celebración de actos y eventos dedicados a artistas emblemáticos de la música popular dominicana, tales como la celebración de los 90 años del maestro Rafael Solano (en el vestíbulo de la sede principal del MINC) y la develación de murales dedicados a Johnny Pacheco (en la Plaza de la Cultura) y Luis Dias (en el entorno de la residencia del fenecido músico). Recientemente fue celebrado en la Ciudad Colonial un evento conmemorativo por el nacimiento del artista y compositor Anthony Rios.

La Feria del Libro

Adelantó que para noviembre está prevista la realización de la Feria Regional del Libro. “Tendrá una nueva modalidad y un nuevo escenario, para así contribuir con la descentralización. Para este 2021 está previsto celebrarla en el Gran Santo Domingo como sede, incorporando espacios de los municipios de Santo Domingo Este, Norte y Oeste”.

Valoración

Pedro Julio de la Rosa Quezada.

Pedro Julio de la Rosa Quezada. ( FUENTE EXTERNA)

El presidente de la Federación Dominicana de Arte y Cultura, el ingeniero Pedro Julio de la Rosa Quezada analizó el desempeño del Ministerio de Cultura y reconoció que ha tenido que ejercer su labor dentro de una situación sanitaria crítica producto del COVID-19. “El COVID-19 cerró el país a todas las actividades artísticas y del espectáculo. Sin embargo, ahí es donde pienso que está la primera gran debilidad de la gestión: ver el sector desde sólo esa óptica, lo lúdico, el espectáculo. El sector cultural es un área fundamental que entra dentro de los servicios sociales esenciales de los gobiernos. Ser proactivo y ver todo el ecosistema cultural en su conjunto ayuda a gestionar mejor los recursos que se ponen en manos del Ministerio, y produce un sentimiento del colectivo y del respaldo del Estado. El ministerio no entendió esta dinámica, y los artistas, gestores culturales, productores, comunidades patrimoniales, empresas creativas se vieron a la deriva. Muchas nunca fueron incluidas en las políticas de apoyo e incentivos del gobierno. La cultura es una gran fuerza cohesionadora de todo el tejido social de las comunidades, los barrios y la nación. Esa fuerza debe ser utilizada para generar bienestar, progreso, empleos, y estabilidad emocional de la gente. El ministerio debe abrirse a la gente, darles participación real en sus iniciativas”.

Ley de Mecenazgo

El gobierno encontró esta Ley aprobada en ambas cámaras, y promulgada. Sin embargo, al día de hoy, una ley llamada a dinamizar el sector y establecer acuerdos público-privados sigue en el limbo, sin ninguna aplicación práctica. Sin duda, este será uno de los grandes reclamos que hará la sociedad cuando se pase balance. Es inexplicable que después de un año de gobierno, esta ley siga siendo letra muerta.

De la Rosa Quezada instó al Ministerio de Cultura a integrar a todos los protagonistas del sector a fin de que se desarrolle un plan coherente entre la institución y las demás entidades estatales del área. Debe producirse un plan en el que accionen coherentemente las instancias del Estado que están vinculadas por ley al sector. Esto no se ha visto, o ha sido muy aislado.

Sobre el Consejo Nacional de Cultura, se lamentó de que, desde su reinstalación, no se han establecido o diseñado políticas. “A un año de esto ni se habla, no hay planes concretos, hablo de planes de desarrollo nacional desde el sector. Es desde este organismo que puede articularse todo el Estado alrededor de la cultura y su impacto directo en la gente”.

Luis Medrano, experimentado empresario artístico.

Luis Medrano, experimentado empresario artístico. ( FUENTE EXTERNA)

Habla Luis Medrano

Luis Medrano, el destacado empresario artístico, coincidió que Quezada en lo relativo a las limitaciones que ha tenido el Ministerio de Cultura por la pandemia. “En este primer año de gobierno de Luis Abinader, la cultura ha estado de acuerdo a la circunstancia y entiendo que el Estado estaría dispuesto a respaldar, pero el Covid-19 es una enfermedad letal, no es un juego. Y sería una irresponsabilidad el haber estado permitiendo la realización de montones de eventos con el respaldo del propio Estado. Aunque en la ilegalidad hubo un movimiento constante y masivo de eventos a escondidas, teteos de cortinas. Algunos descubiertos y otros no.

La propia desesperación de los actores del entretenimiento los llevó a violar las normas, porque el hambre lleva a los pueblos a buscar cómo vivir. Hay quienes se han adaptado y tomado conciencia y nos hemos salido de las calles.

Muchos artistas han esperado a que pase la tormenta, hoy tenemos una situación que, aunque se han abierto algunos aforos, eso no cubre. Se arriesga la vida para no tener un resultado positivo. El estado ha sido prudente, habrá respaldado una que otras actividades para ser solidario con los artistas, pero está concentrado en planes de salud y programas sociales. Los artistas siguen desesperados, con el agua al cuello. Están viviendo una tormenta que no cede, todo el mundo está pasando una situación difícil, a pesar de que algunos no lo dicen. Hay una lucha por la supervivencia de toda la sociedad, no solo los protagonistas del entretenimiento”.

Luis Medrano exhortó a las alcaldías, así como al sector privado a colaborar con la reactivación de la industria del entretenimiento tan pronto se produzca la reapertura total en el país. “El entretenimiento mueve la vida”, dijo el empresario.

NOTICIAS RELACIONADAS

NACIONALES 7615424211334276826

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD




MÚSICA URBANA

LAS MÁS LEÍDAS

Archivos

item